Imagen de una persona tocándose la barriga

Dirección de Marta Pucci, fotografía de Franz Grünewald

Lo que debes saber sobre un embarazo ectópico

Un embarazo ectópico ocurre cuando un embrión crece en algún lugar por fuera del útero

*Traducción: Carolina Tafur

Cosas importantes a saber:

  • Los embarazos ectópicos no son comunes: tan solo el 2% de los embarazos son ectópicos

  • Un embarazo ectópico ocurre cuando un embrión crece en algún lugar por fuera del útero

  • Dependiendo del tratamiento que recibas, puedes volver a quedar en embarazo después de un embarazo ectópico

  • Haber tenido un embarazo ectópico no significa que definitivamente tendrás otro

Un embarazo ectópico es un embarazo que no se desarrolla en el útero (1). Hay algunos factores de riesgo para la formación de un embarazo ectópico, por ejemplo si has tenido una cirugía o infección que haya afectado las trompas de Falopio (2, 3). Los signos comunes de un embarazo ectópico son el sangrado vaginal y el dolor abdominal (3). Desafortunadamente, es improbable que un embarazo ectópico se pueda salvar. Dependiendo del tipo de tratamiento que requieras, es posible que puedas volver a quedar en embarazo.

¿Estás usando Clue para rastrear tus patrones de sangrado? Descargue y comience hoy.

  • Descargar la aplicación de Clue en la App Store
  • Descargar la aplicación de Clue en la Play Store
an image of 3 mobile screens of the Clue app

Tu proveedor de servicios médicos probablemente te hará una ecografía en tu primer control prenatal, para ver si el embrión está creciendo en tu útero. Si está creciendo por fuera del útero, deberán hablar sobre tus opciones de tratamiento. Un embarazo ectópico supone un alto riesgo, que puede poner en peligro la vida de la mujer o persona embarazada. Si tienes un diagnóstico de un embarazo ectópico, aquí te explicaremos por qué sucedió, te daremos opciones que puedes considerar con tu proveedor de servicios de salud y te diremos cómo puedes cuidar de tu cuerpo y mente durante esta experiencia.

¿Por qué ocurre un embarazo ectópico?

Un embarazo ectópico puede suceder cuando el óvulo fertilizado no llega al útero, como se espera (3, 10). Más del 90% de embarazos ectópicos se ubican en las trompas de Falopio, donde ocurre la fertilización (1). Los embarazos ectópicos también pueden ocurrir en otras partes del cuerpo. Un embarazo ectópico puede crecer en el ovario, el cérvix e incluso en el tejido cicatrizal en el útero de una cirugía previa (1).

Cualquier cosa que pueda dañar las trompas de Falopio, como infecciones o cirugías, te puede poner a riesgo de tener un embarazo ectópico tubárico (2, 3). Las infecciones de trasmisión sexual como la clamidia, la enfermedad inflamatoria pélvica, cirugías previas de las trompas o la pelvis y la endometriosis pueden aumentar el riesgo de un embarazo ectópico (3). A veces los embarazos ectópicos pueden ocurrir sin que haya factores de riesgo y no hay una explicación clara para esto.

¿Cómo sé si tengo un embarazo ectópico?

Sin el concepto de un proveedor de servicios de salud y algunos exámenes médicos, es difícil diagnosticar un embarazo ectópico. Los embarazos ectópicos con frecuencia se parecen a los embarazos típicos. Es común experimentar un periodo ausente o los signos de un embarazo, como sensibilidad en las mamas o náusea (2).

La mayoría de las personas que tienen un embarazo ectópico experimentan sangrado vaginal ligero o manchado (3). El dolor abdominal o los cólicos a un lado del abdomen pueden ser síntomas de un embarazo ectópico (2). También es posible tener un embarazo ectópico sin ningún tipo de sangrado o dolor (3).

¿Cómo saber, entonces, si tienes un embarazo ectópico? Algunos proveedores de servicios de salud recomiendan realizar una ecografía temprano durante el primer trimestre para ver dónde está ubicado el embarazo (1). Si estás en embarazo, consulta con tu proveedor de servicios médicos para saber si esto te puede servir.

Si estás en estado de embarazo y tienes sangrado vaginal con dolor abdominal, consulta con tu proveedor de servicios de salud tan pronto como sea posible. Así se podrá determinar si tu embarazo es ectópico, si algo más está sucediendo o si tus síntomas son típicos durante el primer triemestre (2). Si el embarazo es ectópico, una ecografía, exámenes de sangre y un examen físico ayudarán a tu proveedor de servicios de salud a decidir tu tratamiento (1).

Los embarazos ectópicos requieren tratamiento ya que en la medida que un embarazo ectópico tubárico crece, hay riesgo de ruptura en la trompa de Falopio. A esto se le llama un embarazo ectópico roto y es una emergencia médica vital. Si estás en embarazo o puedes estarlo y de repente experimentas dolor abdominal, dolor en los hombros o debilidad, estos pueden ser síntomas de una ruptura y debes buscar atención médica inmediata (2).

¿Se puede salvar un embarazo ectópico?

Es muy raro que un embarazo ectópico se pueda salvar. Un embarazo ectópico en las trompas de Falopio no tiene espacio suficiente para crecer. De no recibir tratamiento, eventualmente causará una ruptura de la trompa, lo cual es una emergencia médica (2). Sin importar dónde crezca el embarazo, si está por fuera del útero, no se puede salvar sin poner tu vida en riesgo (3).

¿Cuáles son las opciones de manejo de un embarazo ectópico?

Es importante recibir tratamiento para un embarazo ectópico. Un embarazo ectópico que sigue creciendo puede ser muy peligroso para la madre o la persona en embarazo, incluso poniendo en riesgo su vida (1).

Opción 1: Medicamentos para el embarazo ectópico

Si el embarazo ectópico se descubre en un estadio temprano, un tratamiento común es un medicamento llamado metotrexato. El metotrexato impide el crecimiento de las células, lo cual detiene el embarazo (3). Sin embargo el metotrexato no es un tratamiento adecuado para todas las personas. No se recomienda para las personas con enfermedades renales o hepáticas, o para personas lactantes (1, 2).

Esta opción requiere de algunas visitas a tu proveedor de servicios médicos para asegurarse de que el medicamento está surtiendo efecto como es de esperar (1). Tu proveedor de servicios de salud examinará los niveles de hormonas del embarazo mediante un examen de sangre, hasta que estos salgan negativos, indicando que ya no estás en embarazo (2).

El metotrexato normalmente se administra a través de una inyección intramuscular y es posible que necesites varias dosis (1, 3). Los efectos secundarios del metotrexato incluyen náusea, vómito, diarrea y dolor abdominal (2). Estos efectos secundarios no son tan serios como aquellos de un embarazo ectópico que no recibe tratamiento.

Opción 2: Tratamiento quirúrgico para el embarazo ectópico

Tu proveedor de servicios de salud probablemente te recomiende una cirugía para el embarazo ectópico si tienes dolor intenso o si muestras signos de un embarazo tubárico roto (1, 2). También se recomienda la cirugía si hay razones médicas por las cuales no puedas recibir metotrexato o si este no funciona (1).

A menos que sea necesario operar de emergencia, por lo general se realiza una cirugía por laparoscopia para retirar el embarazo de las trompas, o donde sea que esté ubicado (2, 3). Una cirugía por laparoscopia usa incisiones muy pequeñas con ayuda de una cámara y usualmente es menos dolorosa, tiene menor riesgo de infección y requiere menos tiempo de recuperación que una cirugía tradicional (1, 2).

Tu proveedor de servicios médicos debe discutir contigo las opciones quirúrgicas. Estas opciones usualmente son una salpingostomía o una salpingectomía, dependiendo de qué tanto daño haya sufrido la trompa y tus planes futuros de quedar en embarazo (1). Una salpingostomía hace una apertura en la trompa para retirar tejido (3). Una salpingectomía es la extirpación de la trompa (3). Si deseas quedar en embarazo en el futuro, tu proveedor de servicios de salud procurará conservar la trompa en la medida que sea posible (1).

Opción 3: Monitorear y esperar

Si tienes un embarazo ectópico, lo más probable es que tu proveedor de servicios de salud sugiera darte un medicamento u operarte. Si tu embarazo tubárico se descubre en un estadio temprano y tienes niveles bajos de hormonas del embarazo que siguen disminuyendo por sí solos, es posible que no requieras de medicamentos o cirugía (3). Incluso si no los requieres, es muy importante por tu seguridad, seguir visitando a tu proveedor de servicios médicos y seguir el plan propuesto.

Quedar en embarazo después de un embarazo ectópico

Después de un embarazo ectópico, algunas personas quieren esperar antes de volver a quedar en embarazo. Si quieres evitar quedar en embarazo, puedes comenzar a usar cualquier método anticonceptivo (6). Habla con tu proveedor de servicios médicos para saber qué opción es la mejor para ti.

El regreso de tu ciclo y cuándo podrás tratar de concebir nuevamente, dependen del tratamiento de tu embarazo ectópico. La recuperación de cada persona puede variar ligeramente, pero para la mayoría, el periodo demora algunos ciclos en volver a su versión de normalidad (2).

Si tu embarazo ectópico no necesitó tratamiento, puedes intentar quedar en embarazo nuevamente cuando tu proveedor de servicios de salud haya confirmado que no hay un embarazo ectópico presente y te sientas bien física y emocionalmente (1, 2).

Si recibiste metotrexato para detener el embarazo, se recomienda esperar 12 semanas (el tiempo que le toma al cuerpo para procesar completamente este medicamento) antes de intentar volver a concebir (1), ya que este medicamento puede afectar el desarrollo del embrión en un nuevo embarazo (1).

Si requeriste de una cirugía para retirar el embarazo ectópico, tu capacidad para volver a quedar en embarazo dependerá de algunos factores. La extirpación de la trompa de Falopio y la cicatrización de la cirugía pueden afectar la probabilidad de que puedas quedar en embarazo en el futuro (5). Habla con tu proveedor de servicios médicos sobre tu situación en particular para conocer tu pronóstico.

A veces hay daño en el tejido donde ocurrió el embarazo ectópico. Las personas que han tenido un embarazo ectópico tienen un riesgo del 10% de volver a tener otro (1, 5). Esto no quiere decir que tengas un mayor riesgo de tener otros tipos de abortos espontáneos en embarazos futuros (4).

Velar por tu salud mental

Si bien la mayoría de los cuidados que recibirás durante un embarazo ectópico te ayudarán a recuperarte físicamente, ten en cuenta que tu salud mental es igualmente importante. Si la experiencia pone en peligro tu vida, o el embarazo ectópico afecta tu capacidad para quedar en embarazo nuevamente, ten en cuenta que puedes estar a riesgo de desarrollar un trastorno de estrés postraumático (TEPT), ansiedad o depresión (7).

Un embarazo ectópico puede ser una experiencia difícil, sin importar cuál sea el resultado. Es posible que tengas una amplia gama de sentimientos después de un embarazo ectópico. Las emociones después de la pérdida de un embarazo son complicadas y varían de persona a persona. Es posible que sientas duelo, y este duelo es real. Pero también está bien sentir algo diferente o no tener muchos sentimientos al respecto.

Es importante que te tomes tu tiempo y busques apoyo, si lo necesitas (2). La terapia ha probado servir durante el proceso de duelo (8). Hablar sobre tus sentimientos y recibir apoyo de parte de amigos o familiares puede ayudar a disminuir los síntomas de duelo, depresión y ansiedad (8).

Si tuviste un embarazo ectópico, lo sentimos. Bien sea que el embarazo haya sido planeado o no, un resultado inesperado como este, puede ser agotador física y emocionalmente. A continuación te proporcionamos una lista de recursos en línea y libros que te pueden ser útiles mientras te recuperas.

Recursos

Terapia virtual:

Libros (en inglés):

  • How to Carry What Can’t Be Fixed: A Journal for Grief — Megan Devine

  • Surviving Pregnancy Loss: A complete sourcebook for women and their families — Rochelle Friedman and Bonnie Gradstein

una ilustración de la flor de Clue
una ilustración de la flor de Clue

Sincronízate con tu ciclo y descarga la aplicación de Clue hoy.

También te podría gustar leer:

Artículos populares

una ilustración de la flor de Clue
una ilustración de la flor de Clue

Sincronízate con tu ciclo y descarga la aplicación de Clue hoy.