ilustración de dos copas de cóctel que contienen bebidas alcohólicas

Ilustración: Emma Günther

Dieta y ejercicio

El alcohol y el ciclo menstrual

Cómo puede afectar el consumo de alcohol al ciclo (o puede que no)

*Traducción: Kenny Rafael Delgado Arismendi

Cosas importantes a saber:

  • Tomar unas cuantas copas durante las vacaciones (o en cualquier otro momento con moderación) probablemente no afectará a tu ciclo

  • La gente puede beber más antes de tu periodo

  • Las personas que consumen crónicamente cantidades excesivas de alcohol pueden desarrollar irregularidades en el ciclo o amenorrea

Cualquier persona que haya asistido a la fiesta de la oficina puede dar testimonio: el alcohol puede afectar definitivamente a tu cuerpo, tanto en el momento, como potencialmente a la mañana siguiente. Desde la pérdida de inhibiciones hasta la distorsión de la realidad, pasando por una resaca que hace que te arrepientas de todas las decisiones que has tomado en las últimas 24 horas, el alcohol puede afectar a tu mente y a tu cuerpo, incluido tu ciclo menstrual. Con moderación, el alcohol probablemente no afecte a tu ciclo menstrual, aunque existen muchas investigaciones contradictorias. Comencemos:

¿Tomar unos tragos, unas copas puede alterar mi ciclo?

Las investigaciones (como siempre) son contradictorias y no hay una respuesta clara. Algunos estudios observan relaciones entre el consumo de alcohol y las irregularidades del ciclo, pero generalmente sólo cuando el alcohol se consume de forma crónica en dosis elevadas (1-3). Cuando se trata de un consumo moderado de alcohol, es posible que no se produzcan cambios apreciables en la función del ciclo menstrual (4). De hecho, en un estudio, las personas que se abstenían del alcohol presentaban más irregularidades en su ciclo (5).

Por lo tanto, si bebes alcohol con moderación durante las fiestas, probablemente no desestabilizará tu ciclo menstrual.

Sin embargo, las personas que consumen cantidades crónicas de alcohol pueden experimentar muchos tipos diferentes de trastornos menstruales, como la amenorrea (no tener la regla durante 3 meses o más), la duración irregular del ciclo y la anomalía ovulatoria (la ovulación no se produce dentro del ciclo menstrual) (13,5).

Descarga Clue app para hacerle seguimiento de la duración y los cambios de tu ciclo.

  • Descargar la aplicación de Clue en la App Store
  • Descargar la aplicación de Clue en la Play Store
an image of 3 mobile screens of the Clue app

Tu ciclo puede influir en la cantidad de alcohol que bebes

Existen pruebas que sugieren que el alcohol consumido en la fase lútea (la segunda mitad del ciclo menstrual) puede tener un mayor efecto sobre el estado de ánimo que durante la fase folicular, ya que aumenta la sensación de depresión y ansiedad y, al mismo tiempo, aumenta la sensación de placer por los efectos del alcohol (6). Los investigadores sospechan que las personas que experimentan síntomas del síndrome premenstrual pueden tender a beber más alcohol antes de la menstruación (6,7). Sin embargo, otros estudios notan que no hay ningún cambio (7,8). Se requiere más investigación.

El alcohol y las hormonas

Beber alcohol afecta a los niveles hormonales del cuerpo. Después de beber, en múltiples estudios se ha medido el aumento de los niveles de estrógeno y, en ocasiones, de la testosterona y la hormona luteinizante (LH) (4,5,9,10). Un estudio especialmente riguroso examinó cómo el consumo de alcohol afecta a los niveles hormonales durante diferentes fases del ciclo menstrual (10). Se midieron múltiples diferencias hormonales, como los aumentos de los niveles de andrógenos durante la fase folicular, y los aumentos de los niveles de estrógenos alrededor de la ovulación, que persistieron durante la segunda mitad del ciclo (10). Se ha demostrado que este efecto es más fuerte después del consumo excesivo de alcohol (4). Sin embargo, los efectos hormonales del consumo moderado de alcohol no provocaron cambios en la función del ciclo menstrual (4,10).

La hepatitis alcohólica y la cirrosis hepática se asocian a las borracheras, al consumo excesivo y crónico de alcohol y a la biología ¿podría deberse a nuestras hormonas (11,12)? Nuevas investigaciones preliminares en roedores sugieren que cuando hay niveles más altos de estrógeno, hay más actividad en el centro de recompensa del cerebro, lo que puede hacer que el alcohol se sienta más satisfactorio (13).

También hay algunas pruebas que sugieren que el consumo de cantidades bajas o moderadas de alcohol puede estar asociado con el retraso de la menopausia, pero también se necesita más investigación en este caso (9,14,15).

¿Puede el alcohol afectar tu fertilidad?

Un estudio reciente sugiere que podría haber una débil asociación entre el consumo de alcohol de bajo a moderado y la disminución de la fertilidad (16). Otras investigaciones han relacionado un mayor consumo de alcohol con la infertilidad, y algunas no han encontrado ninguna relación entre el alcohol y la fertilidad (3,5). Una de las razones por las que el alcohol podría afectar a la fertilidad es el aumento de los niveles de estrógeno, que podría inhibir el desarrollo folicular y la ovulación, pero esto es sólo una teoría (17).

Aunque hay muchos estudios diferentes que investigan los efectos del alcohol, es difícil sacar conclusiones contundentes sobre si el alcohol afecta o no a tu ciclo. Es probable que un par de cócteles no provoquen ninguna irregularidad menstrual. Pero, sé consciente si estás en tu fase lútea, ya que podrías querer beber más de lo habitual.

una ilustración de la flor de Clue
una ilustración de la flor de Clue

Descárgate Clue para hacer un seguimiento de cuándo bebes alcohol y cómo se relaciona con tu ciclo.

También te podría gustar leer:

Artículos populares