Your Privacy

We use cookies on our website to analyze how people use it and improve the experience.

You can read more about how we use cookies in our Privacy Policy, or manage your preferences below. To continue browsing, choose one of the options below.

Ilustración: Marta Pucci

Ciclo Menstrual

¿El Coronavirus (COVID-19) afecta los periodos o la salud de los ciclos?

por Sarah Toler, Science Writer for Clue Revisado por Ekua Yankah, Gates Project Lead
  • Comparte este artículo en Twitter
  • Comparte este artículo en Facebook
  • Comparte este artículo por WhatsApp

*Traducción: Kenny Rafael Delgado Arismendi

La epidemia mundial de COVID-19 está afectando a la salud y a la toma de decisiones personales de personas de todo el mundo.

Aunque la mayoría de los hogares se están abasteciendo de alimentos no perecederos, las personas que menstrúan tienen otras preocupaciones además del papel higiénico y los productos básicos.

Aquí está cómo prepararse para las próximas semanas:

¿Cuántos suministros de periodo debo tener a mano?

En este momento, las agencias de la salud como el Centros para el Control de Enfermedades (CDC-E.E.U.U.) simplemente afirman que el brote de COVID-19 "podría durar mucho tiempo". Mientras practicas distanciamiento social, puede que salir de casa para comprar productos para el periodo no sea lo más ideal. El Departamento de Salud de Harvard aconseja a todos que planifiquen la cuarentena en casa teniendo "suministros extra a la mano".

¿Qué es "extra" exactamente? La mayoría de las personas que menstrúan suelen tener a mano un suministro mensual de productos para la menstruación. Dos meses de provisiones para el período podrían ser un recurso razonable para tener a mano durante este brote. Recuerda que igual que tú necesitas tener acceso a tus suministros básicos, las personas que te rodean también lo necesitan. Si compras todos los tampones que tiene una tienda, habrá quien no podrá comprar ninguno, así que intenta ser consciente de las necesidades de los demás.

Este brote es un buen momento para considerar un colector de sangre menstrual reutilizable como la copa, almohadillas lavables o ropa interior absorbente. El distanciamiento social extra significa que puedes tener algo de tiempo para experimentar y encontrar el que mejor funciona para ti. O, si alguna vez has querido probar el freebleeding (es decir, menstruar sin preocuparse por recolectar sangre menstrual) ahora es el momento de experimentar sin ningún estigma social.

Mientras practicas el lavado de manos constante y la desinfección en la casa (no olvides los pomos de las puertas y las perillas de los gabinetes) por el COVID-19, practica el mismo tipo de cuidado higiénico con los productos de la menstruación. Hierve cualquier cosa hecha de silicona después de usarla. Lava las almohadillas y la ropa interior reutilizables con jabón en agua caliente. Lávate las manos vigorosamente durante al menos 20 segundos antes y después de cambiar el producto de recolección de sangre.

Cuando utilices productos desechables para el periodo, como toallas sanitarias o tampones, envuelve el producto usado en el envoltorio del producto nuevo para que no se exponga la sangre menstrual. Tíralo a la papelera (no al inodoro).

¿Qué debo hacer si no puedo conseguir suministros para la menstruación?

A día de hoy, algunos fabricantes de suministros informan de que sus cadenas de suministro siguen produciendo y entregando a velocidad normal. Es poco probable pero no imposible que si la gente se asusta más, los tampones y las toallas sanitarias puedan desaparecer de repente de los estantes.

Cuando no hay otra opción, podemos mirar lo que hacen las personas que menstrúan con recursos limitados. Cuando no se dispone de productos menstruales, muchas personas utilizan un pequeño pañuelo o una servilleta de papel (1). Un calcetín puede ser lo suficientemente delgado para ser usado cómodamente en ropa interior. ¡Todos los que menstrúan han tenido que improvisar en algún momento!

¿Qué debo hacer si no puedo conseguir anticonceptivos u otros medicamentos?

En Italia, donde el virus ha golpeado con especial fuerza, se ordenó el cierre de todos los negocios "no esenciales". Las farmacias y las tiendas de comida permanecen abiertas, lo que permite el acceso a las prescripciones de anticonceptivos y otros medicamentos. Estas son buenas noticias. Es probable que, si el brote empeora en el lugar donde vives, las farmacias también seguirán abiertas.

Sin embargo, otras barreras como el dinero o los viajes pueden impedir que las personas tengan acceso a los anticonceptivos recetados.

Si por alguna razón no puedes acceder a tu anticonceptivo hormonal, usa un condón cuando tengas relaciones sexuales con penetración. Los condones masculinos/externos son 98% efectivos en la prevención de embarazos no deseados cuando se usan correctamente (2). Si hace tiempo que no usas condón, mírate este recordatorio ahora que puedes. Los preservativos masculinos suelen estar disponibles en farmacias y supermercados. Las esponjas y los espermicidas también ofrecen cierta protección contra el embarazo y se pueden adquirir sin receta médica, pero son menos eficaces que los preservativos (2).

También puedes llamar a tu proveedor para ver si es posible obtener un suministro de 60 o 90 días de tu anticonceptivo.

¿Qué debo hacer si no puedo acceder a mi médico(a) habitual?

Si necesitas hablar con un proveedor de atención médica por una razón de salud mental o reproductiva, llama primero a tu proveedor habitual. Pueden estar preparados para verte virtualmente o para llamarte por teléfono con una prescripción de reposición.

Asistencia virtual y telemedicina

Si no tienes un proveedor habitual, los profesionales de la telemedicina están disponibles a través de un smartphone o una computadora. Muchos sistemas de salud pública están proporcionando acceso a los proveedores de servicios de salud en línea o por teléfono durante este brote, en Mexico puedes acceder aquí. Debido a la crisis del virus COVID-19, en España está disponible OmniDoctor para acceder a los servicios de telemedicina. En Colombia, especialistas de salud se reunieron voluntariamente para prestar un servicio de telemedicina (12), a través de la app Way Medicals. En Argentina el gobierno puso a disposición la plataforma Apross para consultas (13).

En los Estados Unidos, tanto Doctor on Demand como Amwell ofrecen acceso a profesionales de la salud física y mental. En Europa, Kry ofrece acceso a proveedores de salud en algunos países, por una tarifa. El gobierno francés relajó recientemente las normas de telemedicina en respuesta a COVID-19, facilitando el acceso de las personas a un proveedor a través de una plataforma llamada Doctolib, también disponible en Alemania.

Llama a tu servicio de salud local para obtener más información. Si tienes un seguro privado, puede que también tengan una línea directa o una aplicación de telemedicina. Llámalos para saber más. Si necesitas tener acceso a un medicamento que se considera una sustancia controlada (como algunos analgésicos para la endometriosis o algunos ansiolíticos), es posible que los proveedores virtuales no puedan prescribirlo. En este caso, ponte en contacto con el último proveedor que te prescribió este medicamento. Cuando puedas acceder a una nueva receta, recuerda pedir a tu médico una para 60 o 90 días.

Probablemente ya has oído esto en las noticias: si tienes fiebre o cualquier otro síntoma de COVID-19, pero estás bien, lo mejor que puedes hacer es quedarte en casa. Si necesitas asesoramiento, llama a tu proveedor de atención médica o solicita una cita para una consulta virtual. Las visitas al hospital deben ser reservadas para los muy enfermos.

Una mano sujetando un teléfono con la aplicación de Clue abierta

Descarga Clue app para hacerle seguimiento de la duración y los cambios de tu ciclo.

Ilustración de una calificación de cinco estrellas

4.8

más de 1M calificaciones

Ilustración de una calificación de cinco estrellas

4.8

más de 1M calificaciones

Cuidados personales y la menstruación durante el brote de coronavirus

Lidiar con un brote viral único en la vida, además de estar aislado en casa está dejando a mucha gente sintiéndose deprimida.

Si te sientes con ansiedad e incertidumbre, debes saber que tus sentimientos son totalmente normales y válidos.

El estrés puede afectar tanto a la salud mental como a la física. Algunas personas con ansiedad subyacente o trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) se sienten alteradas en este momento. Asimismo, el estrés puede influir en la duración del ciclo, los patrones de sangrado vaginal, los periodos dolorosos y los síntomas premenstruales (3). No es probable que este brote afecte a tu ciclo, pero puedes controlar los cambios que tu cuerpo pueda sufrir rastreándolos en Clue. Ten en cuenta que es más probable que el culpable de cualquier cambio en tu ciclo sea el estrés, no el Coronavirus.

El auto-aislamiento durante el COVID-19 significa que algunas personas pueden estar aisladas con un abusador, una situación potencialmente peligrosa. Si estás en cuarentena con un abusador, ponte en contacto con la agencia local de violencia doméstica. Las nuevas pruebas sugieren que existe un mayor riesgo de violencia doméstica durante este período estresante (4).

Si estás sintiendo un impacto mental por las noticias del Coronavirus, lo mejor que puedes hacer es concentrarte en ti y practicar un poco de autocuidado. Esto puede ser diferente para cada uno, pero algunas cosas que sugerimos son:

  • Continuar tomando regularmente tus medicamentos recetados y/o suplementos

  • Puede ser difícil acceder a los alimentos saludables normales durante el aislamiento social. Aún así, trata de no comer demasiada comida poco saludable.

  • Meditar o escribir un diario (5)

  • Retomar un viejo pasatiempo o hacer artesanía

  • Arreglar algunas cosas en casa

  • Encuentra una rutina de ejercicios en casa que te guste (6)

  • Mantén tu horario de sueño habitual (7)

  • Disfruta de duchas o baños calientes si puedes (8)

  • Monitorea tu consumo de información en los medios de comunicación (9)

En lugar de estar pendiente todo el tiempo de las últimas noticias sobre el COVID-19, permítete consultarlas solo a ciertas horas del día. Trata de hacer algunos estiramientos y respiraciones profundas cada día (10). Si vives con tu pareja, compañeros de habitación o familia, tómate este tiempo para conectar y nutrir tus relaciones. Comunícate con tus amigos y vecinos por teléfono o por video: el acompañamiento virtual puede ayudar a alguien a sobrellevar la situación y ayudarte a sentirte conectado (11).

Y recuerda, todos en todo el mundo están experimentando la misma pandemia al mismo tiempo. Queremos presentarnos no solo como una empresa, sino como seres humanos. Si estás buscando apoyo o recursos, sabes que el equipo de Clue está aquí para ti. Contáctanos en Twitter, Facebook y Instagram.

También te podría gustar leer:

Artículos populares